Por Amor

Publicado por Hna. Deborah Negron

Marzo 20, 2018

Por Amor
Isaias 53:6-8, 10 – 12

Todos nosotros nos descarriamos como ovejas, cada cual se apartó por su camino; mas Jehová cargó en él el pecado de todos nosotros. Angustiado él, y afligido, no abrió su boca; como cordero fue llevado al matadero; y como oveja delante de sus trasquiladores, enmudeció, y no abrió su boca. Por cárcel y por juicio fue quitado; y su generación, ¿quién la contará? Porque fue cortado de la tierra de los vivientes, y por la rebelión de mi pueblo fue herido. Con todo eso, Jehová quiso quebrantarlo, sujetándole a padecimiento. Cuando haya puesto su vida en expiación por el pecado, verá linaje, vivirá por largos días, y la voluntad de Jehová será en su mano prosperada. Verá el fruto de la aflicción de su alma, y quedará satisfecho; por su conocimiento justificará mi siervo justo a muchos, y llevará las iniquidades de ellos. Por tanto, yo le daré parte con los grandes, y con los fuertes repartirá despojos; por cuanto derramó su vida hasta la muerte, y fue contado con los pecadores, habiendo él llevado el pecado de muchos, y orado por los transgresores.

Por su buena voluntad nos escogió.
Por su buena voluntad fue afligido.
Por su propio diseño fue llevado al matadero.
Porque desde antes de la fundación del mundo él nos había predestinado, a recibir el regalo de la gracia.

Qué es gracia divina?
La definición es la siguiente:
Un regalo o Don dado gratuitamente de parte de Dios para restaurar una relación Santa entre Dios y el hombre. La gracia es la acción tomada por Dios para redimir al ser humano del pecado. Es basada solamente en el deseo de Dios para restituir su imagen divina en cada ser.

El pecado había ya dañado el imagen de Dios en el ser humano. vemos en Génesis cuando creó Dios al mundo, como dice bien en todo lo Qué hizo era bueno. Más él in enemigo vino e interrumpió el estado perfecto del hombre y la mujer con duda, con mentiras, y así engaño al ser humano.

La Gracias de Dios se mostró en que antes que nosotros le conocí hacemos él nos amó desde la eternidad. Asimismo entonces predestino que fuésemos comprados a precio de sangre.

Juan 3 16 nos dice Porqué de tal manera amó dios al mundo que dio a su hijo unigénito para que todo aquel que en él crea no se pierda más tenga la vida eterna.

Ya sea el que obtiene la vida eterna,
El que decide aceptar el regalo de la gracia, el perdón y la restauración de sus almas…
el que acepta a Cristo Jesús como su Salvador y se arrepiente de todos sus pecados viene a ser restaurado con Dios.

El pecado, que había dañado la imagen de Dios de su vida viene a ser borrado.
La tinta de la sangre de Cristo cubre cada delito. y cada pecado es echado como fuera a la más profunda parte de la mar.
Jesse and Senior nausea call Rivera they say pecado jamas.

El salmista David en su cántico escribió en su cántico en el salmo 42:11
¿Por qué te abates, oh alma mía, Y por qué te turbas dentro de mí? Espera en Dios; porque aún he de alabarle, Salvación mía y Dios mío.

No tenemos qué desesperarnos, ni que turbarnos. No tenemos que buscar una manera de allegarnos a Dios por nuestras propias fuerzas.
No podemos ganarnos la salvación por méritos. Ningún hombre, ninguna mujer puede pagar el precio de una humanidad dañada, extraviada, herida y destituida por el pecado.
Por esta misma razón Dios mismo se propuso salvarnos.
El mismo, por su amor y su gracia y su gran misericordia entregó a su único hijo para que Tomára El, nuestro lugar.

Esto se llama gracia. Esto se llama el Amor divino de Dios. Por eso podemos entrar al Trono de la gracia y pedir perdón en arrepentimiento por todos nuestros pecados.

Entonces gratuitamente se nos da el privilegio de ser restaurados, justificados, lavados en la sangre del cordero de Dios. Así Jesus mismo, como el hijo de Dios, es el camino y la verdad que necesitamos para entrar en comunión con Dios Padre.

Lo más hermoso de la gracia es que no termina en la cruz. la gracia fue lo que hizo resucitar al hijo de Dios de entre los muertos, por el poder de su propio Espíritu Santo.

Entendamoslo hoy. sólo podemos entrar al reino de los cielos a través del arrepentimiento, de la confesión de que Cristo es el Señor y el único Salvador de nuestras vidas. Cuando confesamos nuestros pecados y con un corazon contrito y humillado Él nos perdonara.
Cuando aceptamos el regalo de su gracia entonces venimos a ser llamados hijos de Dios.
Sólo a través de ese sacrificio pudimos ser nosotros restaurados. Sólo através de su sangre somos lavados. Él hace de nosotros nueva criatura. Y establece una vida nueva.
ya no más podemos ser juzgados por nuestros pecados, porque la sangre de Cristo nos compró y nos restaura.

Él quiere que entiendas que su gracia es más que suficiente. Su amor tan grande,  es más grande que todos nuestros pecados.

LE QUIERES CONOCER?
Hoy es el día de salvación.
Hoy es el día en el que los angeles y todos los cielos se podrán gozar al que nosotros aceptemos su regalo de Salvación por la Gracia.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

Blog at WordPress.com.

Up ↑

%d bloggers like this: